Tortilla de patata (casi) sin aceite y sin tener que darle la vuelta

El verano YA ESTÁ AQUÍ.

Fuera el mal rollo, fuera el mal humor, las malas caras, las caras largas, las largas horas. El Sol se mira a la cara, no a través de una ventana.

Y yo hoy os traigo una recetina muy fácil y muy sana, lo de muy rica depende de cómo seais de cocinitas. Pero es fácil… Tortilla de patata sin freir, sin dar la vuelta y (casi) sin aceite.

Paso a detallaros lo que necesitamos (para cuatro bocas): 3 patatas,1 cucharada de aceite (¡SÍ, SÓLO 1!), 1 cebolla, 6 huevos y un poquito de sal.

Para empezar pelamos y partimos las patatas. No voy a entrar en debates socio-culturales. Yo lo hago en cuadraditos pero podeis hacerlo en rodajas, en palitos, en pirámides o con forma de animales. Las dejamos bien partiditas en agua para que no se nos pongan feas.

Después partimos la cebolla (Si queremos incluirla, claro). Nosotras en casa tenemos unas gafas de laboratorio (algunas estudian biología) para no llorar tanto… Podeis sustituirlas por gafas de buceo o de soldador (guño, guiño).

Mezclamos patatas y cebolla con una cucharadita de aceite (yo hecho una sopera).

Lo mezclamos bien con los dedos, agregais una pizca de sal y lo metemos todo al micro durante 8-10 min a potencia máxima (quien dice 8-10 dice los que sean, de esto depende lo rico que os quede al final y aquí es donde entra lo de “cocinitas” que decía antes) ¿qué cuánto es eso? Pues hasta que la patata se ponga un poco blandita y huela rico.

Precalentamos el horno a 200ºC. Mientras tanto batimos los 6 huevos.

Dicen que es mejor batir primero las claras hasta que suban un poco y luego seguir mezclando las claras, yo digo que no noto mucha diferencia (por no decir ninguna).

Sacamos lo que hay en el micro y lo mezclamos todo en un molde apropiado para el horno (sartén, cuenco de barro, bandeja especial,…).

Lo metemos en el horno durante unos 20 minutos (aquí vuelve a entrar en juego vuestro instinto de “cocinitas” y el propio gusto: si la quereis muy hecha o más bien no… etc. ¿El resultado? Esto:

¡qué aproveche! Por cierto, sin casi aceite, sin darle la vuelta y como veis con muy buena pinta… y doradita. Y si mis instrucciones no son suficientemente claras aquí teneis un video de la guapa de Nuria Fergó explicándolo muy rápidamente…

Por cierto, un par de trucos más para una tortilla tradicional en sartén (frita, vamos) se pueden hacer un poco las patatas en el micro y así se ahorra aceite y grasa (más sano)… y si no os apetece freir también podeis usar… patatas de bolsa. Sí, de toda la vida.

Mua!

Á.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s